-El director madrileño dirige a la Joven Sinfónica de Galicia y a la Orquesta de Navarra

Marzo de 2018
Después de concluir un período de 14 funciones en el Teatro de La Zarzuela de Madrid al mando de una nueva producción de la ópera española Maruxa y junto a la Orquesta de la Comunidad de Madrid, el joven maestro madrileño José Miguel Pérez-Sierra se trasladará en abril a A Coruña y Pontevedra, ciudades en las que dirigirá, en sendos conciertos los días 1 de abril (Palacio de la Ópera de A Coruña) y 2 de abril (Auditorio Sede Afundación Pontevedra), a la Orquesta Joven de la Sinfónica de Galicia con un programa que aportará nuevas perspectivas a los músicos nóveles gallegos. En la primera parte se apunta el Concierto en mi bemol para trompeta y orquesta, de Johann Nepomuk Hummel contando como solista con Andrés Álvarez Toirán, joven y virtuoso trompetista formado en los conservatorios de Lugo, Santiago y a Coruña. Seguidamente dirigirá la Sinfonía Nº 6, en si menor, Op. 74 de Chaikovsky, popularmente conocida como Patética. Pérez-Sierra tiene una larga relación con la orquesta gallega y se muestra “muy ilusionado” de dirigir un “concierto con dos obras estimulantes y fundamentales en la formación de cualquier músico”.

Inmediatamente después el director español viajará al Auditorio Baluarte de Pamplona para regresar al podio de la Orquesta Sinfónica de Navarra (5 y 6 de abril) con un apetitoso menú musical: Gli uccelli, del italiano Ottorino Respighi, el Concierto para violín y orquesta Nº 3 en Sol mayor, K. 21, de un juvenil Wolfgang Amadeus Mozart y con el talento de la violinista japonesa Akiko Suwanai, para terminar con la Segunda Sinfonía, en si menor, del ruso Aleksandr Borodin.

Después de ambas citas sinfónicas, y entre otros compromisos, Pérez-Sierra continuará preparándose para volver a revisar la ópera de Giacomo Puccini Turandot, clausurando con esta obra, ya entrado el mes de junio, la temporada Alfredo Kraus de los Amigos Canarios de la Ópera en Las Palmas de Gran Canaria.