– El joven maestro español regresa al podio del Teatro de La Zarzuela con una nueva producción de la ópera española Maruxa

Diciembre 2017
El director madrileño José Miguel Pérez-Sierra vuelve a dirigir en su ciudad natal, esta vez en el Teatro de La Zarzuela. Se trata de la exhumación de la ópera Maruxa –nacida primero como zarzuela–, de Amadeu Vives, una de las partituras más complicadas y difíciles de todo el repertorio. Por lo mismo, hace más de cuatro décadas que la obra no se representa en este escenario y ahora regresa en una nueva edición crítica a cargo del músico, director y compositor Miquel Ortega. La nueva producción, que se estrenará el 25 de enero y de la que se ofrecerán una quincena de funciones hasta el 11 de febrero, la firma el director de escena Paco Azorín. “Vives era un gran orquestador y sin duda en esta partitura se hace evidente; es un título muy interesante, exigente en el apartado vocal, y de una gran riqueza musical, un aspecto que encontramos en otras muchas obras del compositor”, afirma el director español; para el joven músico “es un gran placer y una emoción, después de seis años, volver a dirigir en el Teatro de La Zarzuela, que considero como mi casa, un teatro en el que dirigí más de cien funciones entre los años 2006 y 2012”, concluye.
En esta nueva Maruxa se alternarán en los papeles principales Saioa Hernández y Susana Cordón, Rodrigo Esteves y Borja Quiza, Ekaterina Metlova y Miren Urbieta y Carlos Fidalgo y Jorge Rodríguez Norton, junto a los que también actuará el barítono menorquín Simón Orfila.
Las funciones serán los días 25, 26, 27, 28 y 31 de enero, y 1, 2, 3, 4, 7, 8, 9, 10 y 11 de febrero, en las que Pérez-Sierra estará al mando de la Orquesta de la Comunidad de Madrid.